ESP, AFU y HSA: la tecnología de los autos más seguros

ESP, AFU y HSA: la tecnología de los autos más seguros
Cada día el mundo necesita más seguridad. Mientras la población vehicular aumenta, los accidentes de tránsito también. A veces por descuidos humanos, y otras porque los vehículos no ofrecen los mecanismos de seguridad necesarios. 

No es el caso de los modelos de Renault, que desde hace varios años ha implementado sistemas novedosos para mejorar la seguridad en vehículos y proteger a tu familia. 

¿Qué significa ESP, AFU y HSA?


Antes de entrar en detalles sobre cada uno de los mecanismos de seguridad en vehículos Renault, conoce lo que significa cada sigla y a lo que se refiere en español:

  • ESP (Electronic Stability Program) – Control de estabilidad.

  • AFU (Assistance au Freinage d'Urgence) – Asistente de frenada de emergencia.

  • HSA (Hill Start Assist) – Asistente de arranque en pendientes.


Control de estabilidad (ESP)


El sistema ESP tiene como objetivo principal apoyar al conductor en situaciones críticas. Por ejemplo, si vas por la carretera a 90 km/h y de pronto necesitas cambiar la dirección del volante de forma brusca, lo más probable es que el vehículo no responda como esperas, aumentando las probabilidades de que se produzca un accidente.

Aquí es donde entra en juego el control de estabilidad. El sistema ESP hace uso de una serie de piezas tecnológicas, frenos antibloqueo (ABS) y control de tracción (TCS) para conseguir que el vehículo se estabilice y tome la dirección esperada.

De esta manera, el ESP detecta cuándo un automóvil intenta derrapar e inmediatamente contrarresta el efecto.

Un primer mecanismo de respuesta consiste en desactivar la aceleración del conductor. Si esto no es suficiente, el control de estabilidad frena por separado las ruedas que considere necesarias para retomar la dirección deseada.

Los vehículos con mayor seguridad incluyen un sistema ESP, lo que puede ayudar a evitar hasta un 80% de los accidentes por deslizamiento.

Asistente de frenada de emergencia (AFU)


Otro mecanismo que integran los autos más seguros del mercado es el AFU. En la Unión Europea, Japón y otros países se ha convertido en norma que los nuevos automóviles utilicen este sistema, el que sirve para detectar situaciones en las que debe frenarse de emergencia. Por ejemplo, cuando una persona u otro vehículo se atraviesan y hace falta una respuesta inmediata.

Si esto sucede, el dispositivo primero emitirá un pitido como aviso. En caso de que el conductor no corrija el curso, el AFU aplicará los frenos inmediatamente para evitar que ocurra un accidente o, al menos, mitigar el impacto.

Asistente de arranque en pendientes (HSA)


Por último, está el asistente de arranque en pendientes, una función agregada al sistema ESP que utiliza un sensor especial capaz de detectar el ángulo del vehículo.

El objetivo es que cuando el automóvil esté parado en subida o en una pendiente no se tire hacia atrás al momento de arrancar, cuando se pase del freno al acelerador. Lo que hace el sistema HSA es determinar primero la inclinación de la superficie y aplicar frenos de forma automática mientras el conductor acelera.

Ejemplos de vehículos con mayor seguridad


Los autos más seguros son los que cuentan con las características anteriormente mencionadas (ESP, AFU y HSA). Algunos ejemplos de vehículos Renault que poseen estos sistemas son:

Pasajeros

SUV

Pick-Up

Comerciales

Como has visto, los vehículos más seguros integran tecnologías avanzadas que reducen drásticamente la probabilidad de sufrir un accidente automovilístico.

La buena noticia es que los modelos más recientes de Renault incluyen al menos uno de estos sistemas, mejorando la calidad de vida de quien conduce, sus pasajeros y seres queridos.
Al navegar en este sitio aceptas las cookies que utilizamos para mejorar tu experiencia. Mas informaciónEntendido